Lidia



SU NOMBRE SIGNIFICA
que era una mujer de Lidia, una región del Asia Menor

SU CARÁCTER:
Se trataba de una mujer gentil, simpatizante del judaísmo; una comerciante exitosa que vendía un tipo de tela muy apreciado por su color púrpura. Como era cabeza de su hogar, es posible que haya sido soltera o viuda. Tan fuerte fue su fe que todos los miembros de su hogar siguieron su ejemplo y se
bautizaron. Ella brindó hospitalidad a Pablo y a sus compañeros, aun después
de que salieran de la prisión.


SU DOLOR:
Ver a Pablo y Silas golpeados y arrojados en prisión por amor al evangelio que ella había abrazado.


SU GOZO:
Que el Espíritu de Dios condujera a Pablo y a sus compañeros a Macedonia,
permitiendo que ella y otros en Filipos pudieran oír el evangelio por primera vez.


ESCRITURA CLAVE: Hechos 16:6–40

HISTORIA:

La primera persona en ser bautizada en tierra europea fue Lidia, una próspera mercader. Era "vendedora de púrpura", vendiendo tinte púrpura o la tela de ese color. Podríamos llamar a Lidia una mujer de negocios del siglo I.
Pero ella no sólo se ocupaba de los negocios. Lidia escuchó con atención a Pablo, y el Señor Jesús abrió su corazón en fe para recibirlo a Él como su Salvador. Rápidamente, ella práctico su fe e invitó a Pablo, Silas y Timoteo a su casa. Más adelante, después de que Pablo y Silas fueran encarcelados brevemente con cargos poco sólidos, ella de nuevo les dio la bienvenida a su casa.

LA PROMESA QUE RECIBE

La vida de Lidia revela a un Dios que anhela relacionarse con su pueblo. La apertura de Lidia a las verdades que Pablo predicaba no fue por obra de ella; Dios, que vio el hambre que tenía de él, satisfago su necesidad más profunda, su necesidad de Dios. Aun hoy él toca los corazones. Las ansias que usted siente de intimidad con él, el vacío que experimenta luego de intentarlo todo y continuar con hambre, la ardiente necesidad que tiene de integridad, solo pueden satisfacerse cuando comienza con el Alfa y termina con la Omega, es decir, Jesucristo, su principio y su fin.


PROMESAS EN LAS ESCRITURAS PARA TI



14 Sácianos cada mañana con tu amor inagotable,

para que cantemos de alegría hasta el final de nuestra vida.

-SALMOS 90:14



¿Por qué gastar su dinero en alimentos que no les dan fuerza?

¿Por qué pagar por comida que no les hace ningún bien?
Escúchenme, y comerán lo que es bueno;
    disfrutarán de la mejor comida.



Busquen al Señor mientras puedan encontrarlo;

llámenlo ahora, mientras está cerca.

-ISAÍAS 55:2,  6

En el camino, tenía que pasar por Samaria.
-JUAN 4:4


También dijo: «¡Todo ha terminado! Yo soy el Alfa y la Omega, el Principio y el Fin. A todo el que tenga sed, yo le daré a beber gratuitamente de los manantiales del agua de la vida.
-APOCALISIS 21:6



REFLEXIÓN

Que ejemplo de fe inmediata y con propósito es Lidia para nosotras. ¿Avanzamos nosotras en la dirección correcta, o nos retraemos, esperando hasta que veamos si nuestras elecciones serán populares? Lidia puso su mirada en hacer la voluntad de Dios y siguió adelante. ¿Lo hacemos nosotras?

Dele gracias a Dios por enviar mensajeros del evangelio y porque Dios nos capacita para creer abriendo primero nuestro corazón a la fe.
Confiesele todas las formas en que ha descuidado la oración, en especial en comunidad con otros creyentes y pídale a Dios que la ayude a hacer de la oración una mayor prioridad en su vida.

Para ver su vídeo →

Publicar un comentario

Mi Instagram

Copyright © ✿MUJERES DE LA BIBLIA. Made with by OddThemes